jueves, 14 de noviembre de 2013

QUÉ GRAN ENFERMEDAD ESTA E.M.!!!!!!!!

Ahhhhhh! Qué asco de brote! Lo mío son los brotes sensitivos (disestesias... hay que ver lo que se aprende con la enfermedad!!! voy a adquirir un culturón que no veas!) pero lo malo es que como ya os medio conté en el post anterior, esta vez es más tipo quemazón en manos y sobre todo pies, y da un gustazo notar cómo te arden! Estoy llegando a la conclusión de que hay relación entre que se enfríen los pies y piernas (que en mí es una constante) y que la sensación sea mayor.. lo que no tengo demasiado claro es si que se enfríen cual cubito de hielo es causa o efecto de que sienta los pies como en llamas... a saber!!! En las manos se sobrelleva algo mejor pero los pies? Es que los pies van apoyados en el suelo y con zapatos, manías mías!! Pero cuando me pongo tan cómoda yo con los pies en alto, tres cuartos de lo mismo... un asquito! Va y viene... he estado unos días con algo menos de esa sensación. HOY NO!!! Hoy ha vuelto para que no la olvidara del todo. Y si no es esa, es otra, pero la fiesta ha de continuar! :P

Ahora toca noticia buena: parece que ya voy acostumbrándome a la medicación para los dolores!!!! Por fin!!! Lo quizá no tan bueno es que los dolores hacen acto de presencia ...con timidez... pero la hacen pero pasamos un tupido velo y hacemos como que no, que las pastillas van genial y que no te las tienen que cambiar ahora que por fin puedes hasta pensar! Gran logro! Porque lo he pasado mal o peor... cierto es que la enfermedad me esté afectando a nivel cognitivo pero llegó a ser exagerado. En general me está costando bastante dar las clases particulares (menos ahora que puedo pensar, lo cual ayuda considerablemente, pero aún así cuesta. No es tan fácil como antes) y encima llevo unos días calentándome la cabeza. A ver, os cuento mi dilema ético y moral!! Resulta que tengo pocas clases para lo que estoy acostumbrada a dar y a parte es que más clases vendrían bien económicamente, para qué nos vamos a engañar! aunque sólo fuera para poder pagarme un fisio de vez en cuando... pero ahí hay que tener en cuenta esos problemas para dar las clases. Esos problemas cognitivos que van y vienen... pasó a la historia esa época en que en caso de necesidad podía improvisar cualquier cosa... tengo que anotarlo absolutamente todo porque si no ni me acuerdo de lo que está dando el niño en cuestión ni lo que hicimos el día anterior... ese tipo de cosas. Y he ahí mi dilema... me arriesgo a alguna clasecilla más y acabar agotada del todo? No sé qué hacer. Parte de mi cabeza me dice que sí, que a parte de necesitar el dinero (no para los masajes sino para ayudar más en casa), te apetece seguir sintiéndote  útil... tú que antes dabas clases hasta las 9 de la noche todos los días...Por otro lado, la otra parte de tu maltrecho cerebro te dice: ehhh! no me flipes! Piensa en lo que te está costando hasta dar las clases con las renacuajas! Que te cuesta hasta improvisar cosillas que hacer cuando surge algún problema que se sale de lo que tenías pensado! .................. Nada, si llego a alguna conclusión con respecto a este tema, ya os informaré... Para que después se quejen enfermos que se han tenido que jubilar tras años y años de enfermedad porque echan de menos trabajar! Yo nunca he podido tener un trabajo-trabajo y encima tras cinco míseros años de EM ya me tengo que plantear cosas como esta... con 32 años... lo dicho, qué gran enfermedad!!!!!!!